Persona Física y Moral: Diferencias y Características Principales

4 min de lectura
Yaz Cabañas
Yaz Cabañas
|
Blogger de Negocios y Tecnología

Al darte de alta en el Servicio de Administración Tributaria (SAT), debes definir algunos aspectos y, por lo tanto, conocer previamente. Por eso, en Xepelin preparamos una guía con todo lo que debes saber sobre los dos regímenes fiscales que el SAT contempla: persona física y moral.

¿Qué es una persona física?


De acuerdo con el SAT, una persona física es cualquiera que lleva a cabo una actividad económica, ya sea como empleado, profesionista que presta sus servicios, comerciante o vendedor.

Algunos de los regímenes a los que puede pertenecer una persona física son, entre otras:

  • Sueldos y salarios: remuneración que recibe por parte de un empleador.
  • Ingresos asimilados a salarios: de trabajadores independientes.
  • Actividades empresariales por medio de plataformas tecnológicas: como prestadores de servicios, arrendamiento y demás.
  • Dividendos: al recibir una parte proporcional de las ganancias de una empresa.

¿Qué es una persona moral?


Según la autoridad, una persona moral es la suma de las personas físicas que se alían con un fin comercial o no lucrativo. A pesar de que son intangibles, tienen un marco legal de derechos y obligaciones; en este caso, fiscales.

Los regímenes a los que pueden pertenecer son, entre otros:

  • Régimen general: son las sociedades lucrativas, organismos descentralizados que venden bienes o servicios, bancos y casas de bolsa.
  • Régimen opcional de grupos de sociedades: con sociedad integradora y sociedades integradas.
  • Régimen de personas morales con fines no lucrativos: colegios de profesionales, cooperativas, sindicatos, sociedades civiles y demás.

Principales Diferencias entre Persona Física y Persona Moral


La primera diferencia entre persona física y moral es que una persona física es un individuo y la persona moral es un grupo de individuos con un fin común, comercial o no lucrativo. Es decir, una empresaria o empresario es persona física, y la compañía que funda es la persona moral.

Como persona física actúas por cuenta propia y te representas de forma autónoma (salvo en casos donde exista una incapacidad legal). Dado que una persona moral es intangible, no se puede representar a sí misma, sino que será responsabilidad de las personas físicas que la integran legalmente.

En mi caso, ¿soy una persona física o moral?


Siempre estarás considerado como una persona física ante el SAT: incluso si formas una persona moral con otros individuos, no renunciarás a tu condición de persona física.

Si lo ponemos en términos de cómo te conviene registrarte ante el SAT, deberás tener en cuenta que si tienes un negocio unipersonal, puedes registrarte como persona física con actividades empresariales, donde ofreces tus productos o servicios de forma independiente.

Asimismo, existe la posibilidad de registrar una persona moral unipersonal por medio de las Sociedades por Acciones Simplificadas o SAS, si tienes ingresos menores a 5 millones de pesos, donde serías considerado como accionista único.

En cambio, si eres empleado, la opción es que estés dado de alta como persona física.

Ejemplos de Personas Físicas


Algunos ejemplos de personas físicas son:

  • Empleados de pymes o grandes empresas constituidas
  • Profesionistas que ofrecen sus servicios de manera independiente, como consultores, asesores externos o prestadores por encargo (por ejemplo, un diseñador, arquitecto, etc.)
  • Comerciantes de pequeños negocios, que regularizan sus actividades (como en ventas en línea, locales y mercados ambulantes)
  • Trabajadores independientes donde quien los contrata realiza la retención de impuestos (que es el régimen de sueldos asimilados a salarios).

Ejemplos de Personas Morales


Por otra parte, los ejemplos de personas morales más comunes son:

  • Microempresas: salones de belleza, tiendas de abarrotes, cafeterías y en general los negocios con menos de diez empleados.
  • Pequeñas y medianas empresas: como talleres de costura, centros de formación, autolavados, arrendadoras de autos, arrendadoras locales de bienes raíces y todo tipo de empresas que tengan entre 11 y 30 empleados, en el caso de las pequeñas, y menos de 100 cuando son medianas.
  • Grandes empresas: cadenas de restaurantes, redes de gasolinerías, empresas de software, empresas transportistas y toda compañía que tenga más de 101 trabajadores.

¿Cuál es la mejor opción al registrar un Negocio o Pyme?


Si recién inicias un negocio donde participas tú únicamente, puedes comenzar por darte de alta como persona física con actividad empresarial. Así podrás responder de forma simple con las obligaciones, como son: expedir facturas electrónicas, llevar un registro contable y presentar tus declaraciones.

Puedes aprovechar el Régimen de Incorporación Fiscal, donde tienes facilidades administrativas y ventajas en el pago de impuestos. En 2022 se llamará Régimen Simplificado de Confianza, donde tus impuestos se calcularán de forma automatizada. Actualmente, hay un límite de 2 millones de pesos de ingresos anuales; en el año próximo, será de 3 millones 500 mil.

Si tu negocio rebasa estas cantidades, lo mejor es que lo des de alta como persona moral.

¿Cuál es la responsabilidad jurídica de una Persona Física?

Cuando haya algún asunto legal ante el SAT en el caso de una persona física, será ella quien tendrá la responsabilidad ante cualquier acto u omisión fiscal.

Dado que la persona física permanece hasta su fallecimiento, no se transfiere dicha responsabilidad, a menos que cuente con un tutor legal debido a circunstancias específicas.

¿Cuál es la responsabilidad jurídica de una Persona Moral?


Las personas físicas (individuos) que conforman una persona moral serán las responsables para afrontar cualquier obligación u omisión ante la autoridad fiscal.

En este régimen, la responsabilidad es compartida entre cada uno de los socios es decir, entre cada uno de los dueños de la empresa, por este motivo, te sugerimos utilizar el registro como persona moral siempre que haya más de un dueño del negocio.


Conoce Xepelin, la plataforma especializada en Servicios Financieros para Empresas. Accede a Crédito Empresarial, Factoraje Financiero y otros productos con solicitud en línea que te ayudarán a Impulsar el Crecimiento de tu Negocio.

Comparte este artículo
Ebook
También te podría interesar...

Emprendedores

Herramientas digitales de automatización para emprendedores

28 julio 2022

Emprendedores

Los retos que viven los Emprendedores exitosos

13 abril 2022

Emprendedores

¿Qué necesito para iniciar actividades en el SII con mi empresa?

17 marzo 2022